Desde bebé lo encarcelaron, lo ataron del cuello y lo obligaron a beber cerveza. Cuando ellos abren la jaula, se quedan sin palabras

Los refugios mantienen resguardada la vida de los animales, al año reciben o rescatan animales de distintas especies que son atrapados por cazadores furtivos o por contrabandistas. Estos lugares  tienen la intención de protegerlos luego de que se presenta abuso a estas criaturas que en la mayoría de los casos no pueden defenderse. Este es el caso de tres osos llamados Tomi, Gina y Pashuk que fueron atrapados por personas desalmadas, enjaulados y obligados a sufrir horribles abusos, afortunadamente acaban de ser rescatados por la campaña ¨The saddest bears in Europe¨ que pretende rescatar otros más que se encuentran en fatales condiciones. Ahora los tres osos viven en el Santuario de Osos de Pristina.

the dodo

Estas pobres criaturas fueron privadas de su libertad por más de un año, se les conocía como los ¨osos cerveceros¨ y fueron sometidos a maltratos crueles, a pasar hambre pero sobre todo fueron obligados a beber cerveza, la cual les provocó daños serios de salud y llegaron a sufrir una desnutrición terrible. Todo con la finalidad de divertirse y ver que reacción tenían al ingerir dicho alcohol. ¿Hasta dónde puede llegar la estupidez humana?

Vivian en una pequeña celda en la que apenas podían moverse y eran alimentados con puras sobras de pan, golpeados brutalmente y olvidados, tan solo cuando querían que les dieran diversión recordaban que existían.

Cuando los rescataron, Pashuk tenía encarnada una cadena de acero en el cuello. Se le había hecho una gran herida y como no había más espacio en su cuello, la piel tuvo que comenzar a crecer a su alrededor. Por su cuenta Gina tomaba poco más de 20 cervezas al día, debido a ello presenta problemas de ansiedad y pánico. Después de casi dos años estos animales fueron rescatados y liberados de una vida de sufrimiento por la organización Four Paws, dedicada a la protección de los animales.



Hoy en día los tres osos viven felices en un gran refugio de animales donde juegan libremente y han recuperado la salud, además nadie los maltrata, los alimentan muy bien y reciben los cuidados y atenciones necesarias.

La organización nos comparte lo siguiente:

En nuestro santuario los osos disfrutan de estar en lo más parecido a su hábitat. Se tiran al pasto, se estiran, juegan y saben que por fin su tortura y presión se ha terminado. En donde se encontraban era un reducido espacio que provocaba que se agredieran entre ellos y se causan heridas graves. Ahora el espacio es inmenso, disfrutan de una piscina, de la naturaleza y en sus ojos reflejan alegría y entusiasmo. Esto es lo que ellos merecen y al fin lo tienen. Los tres se encuentran en perfectas condiciones luego de tratamientos y una alimentación adecuada, cuentan con suficiente espacio, lo que permite seguir sus instintos naturales nuevamente. Simplemente estamos muy contentos con su mejoría y su nueva vida.


Por fortuna estos osos ya se encuentran felices aunque la organización espera poder rescatar a los otros casi 50 osos que se encuentran prisioneros en Albania. Ahora las autoridades ya se están encargando de los que tenía prisioneros a Pashuk, Tomi y Gina.



Estos nos demuestra que todos los seres vivos necesitamos ser libres en la vida, el sufrimiento de unos no puede ser la felicidad de otros. Desgraciadamente desde el principio de los tiempos los animales han sido inferiores a los seres humanos, por lo tanto han sido sometidos, maltratados y obligados a realizar cosas que ponen en peligro su salud y su vida. Afortunadamente se han creado muchas organizaciones para la defensa de los animales para que se hagan cumplir sus derechos.



Debemos detener el abuso a estos animalitos, mantener animales exóticos y salvajes cautivos es un delito, ¡denúncialo! COMPARTE esta información y di NO al maltrato animal.

Redacción de Samantha Olivares para Porquenosemeocurrio
Fuente: the dodo / nolocreo


Vía: www.porquenosemeocurrio.com
Desde bebé lo encarcelaron, lo ataron del cuello y lo obligaron a beber cerveza. Cuando ellos abren la jaula, se quedan sin palabras Desde bebé lo encarcelaron, lo ataron del cuello y lo obligaron a beber cerveza. Cuando ellos abren la jaula, se quedan sin palabras Reviewed by Frikies Bookies on 21:42 Rating: 5

No hay comentarios